¿Quién se hubiera imaginado que lo único necesario para obtener una imagen 3D era simplemente un poco de celofán? Al menos eso es lo que dice Keigo Iizuka. Según el, se puede convertir una pantalla LCD en un monitor 3D con una hoja de celofán. La técnica viene del hecho que la luz que emite un laptop o un teléfono móvil es polarizada linearmente lo que hace más fácil manipularla gracias a una hoja polarizante como lo es el celofán. La técnica también incluye un método para no tener que usar esos horribles anteojos 3D haciendo que el monitor use esos "anteojos".

[Artículo en Inglés]

Convierte tu pantalla LCD en una pantalla 3D gracias al celofán