Uh-uh, otra vez problemas para Microsoft, y esta vez de los gordos. No hace demasiado los siempre trabajadores hackers de la scene de Xbox descubrieron que había una forma de hacer que la consola se tragara juegos copiados en simples DVD-Rs sin necesidad de modificar el hardware, únicamente cambiando el firmware del lector de DVD. Un procedimiento relativamente sencillo, gratis y aparentemente indetectable vía Xbox Live. Afortunadamente para Bill, Moore y compañía, el "truco" llegó casi al final de la vida útil de Xbox, lo que minimizo el impacto de este descubrimiento. Hasta que alguien pensó ¿y si MS ha sido tan cazurra de cometer el mismo error de seguridad dos veces y se puede reflashear el DVD de la 360? Dicho y hecho. Hoy se ha hecho público el método para cambiar el firmware del lector de la consola, disparando todas las alarmas en Redmond.

Para realizar la modificación es necesario abrir la consola (violando la garantía), sacar el lector y flashearlo conectándolo al PC, habiendo modificado antes unos archivos. Vamos, que no es coser y cantar. Por desgracia (y no veas cuán grande) lo único que permite este hack es evitar que la consola detecte si se han introducido un disco original o un DVD-R. Es decir, no elimina la protección regional y tampoco sirve para cargar programas caseros. Eso significa que seguimos sin poder disfrutar del glorioso XBMC en la 360. Booooh.

[Vía EOL]

Hackeado el lector de la Xbox 360