No hay muchas cosas que nos hagan babear tanto como un reloj Pong, salvo tal vez, un reloj Pong de pulsera. Aunque el proceso de construcción está lejos de lo que podríamos considerar fácil, esta demostración de amor por el retrojuego nos pone los dientes largos con su elegante y minimalista diseño negro, una pantalla OLED de 96x64 píxeles, 33 horas de pila y la habilidad para dejar embobado a cualquier aficionado al mundillo que pose sus ojos sobre él. Con un par de manos hábiles, algo de talento electrónico y un montón de paciencia, John ha creado la atracción de su oficina, y aunque nadie le ha felicitado hasta el momento, sabemos que más de uno tiene el corazón negro de envidia.

Dado nos llevaría horas comentar el trabajo necesario para crear semejante obra de arte, si tienes curiosidad lo mejor será que veas el vídeo que hemos pegado un poco más abajo o mejor aún, pincha en la imagen de arriba para ver el artículo que documenta la creación del juguetito (aunque ahora mismo la página está caída).



[Vía MAKE]
[Artículo en inglés]

Un reloj de pulsera de fabricación "casera" que juega al Pong

Añadir un comentario

*0 / 3000 Número máximo de caracteres