Una vez más, XKCD da en el blanco.

Todos hemos pasado por este momento