Acosado con miles de millones de dólares de déficit presupuestario, el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, se vio obligado a eliminar varios programas de la agencia espacial NASA. Una de las víctimas más sonadas es el proyecto Constellation, que nos tenía soñando con viajes a la Luna y ahora no recibirá más dinero para su desarrollo.

Dicho proyecto fue iniciado durante la administración del previo presidente George W. Bush, y tenía por objetivo hacer que humanos regresaran a la Luna para el 2020. Otro programa que acaba de ver su final es el del cohete Ares 1, que iba a remplazar a los transbordadores en viajes espaciales.

No todo es gris en esa sección del gobierno donde trabajan los científicos, y es que en realidad el presupuesto de este año es mayor al del año pasado. Resulta que las instrucciones desde el poder ejecutivo indican que se debe invertir en la exploración robótica y en cohetes de carga, además del desarrollo de tecnología para cohetes y naves espaciales comerciales (como lo que está haciendo ahora mismo la compañía privada Virgin Galactic).

No sabemos cómo estarán tomando esta noticia en el interior de la NASA, pero estamos seguros que muchos astronautas derramarán un par de lágrimas al saber que ya no podrán aspirar a su apretado apartamento lunar.

0 COMENTARIOS

Recorte presupuestario de Obama hace que la NASA se olvide de su viaje a la Luna