Hace unos minutos mencionábamos que Japón, en toda su benevolencia tecnológica, estaba desarrollando robots para cuidar de sus ancianos y hacer de su senectud un periodo lo más dulce y despreocupado posible, pero eso era porque no estábamos pendientes de la crueldad de los hechos: lo que en realidad quieren las autoridades es acabar discretamente con ellos a base de fallos cardiacos.

Al menos esa es la intención que se desprende del Telenoid R, un pavoroso robot desarrollado por el profesor de la Universidad de Osaka Hiroshi Ishiguro y ACR con el fin de dar conversación (y ataques masivos) a sus pobres propietarios, que posiblemente se preguntarán qué hicieron de jóvenes para merecer esto. Frente a otros robots domésticos con los mayores en el punto de mira, la idea del Telenoid no es ofrecer un autómata del tipo mascota, sino una especie de plataforma mejorada de telepresencia, dado que sirve para dialogar vía webcam con otras personas, capturando sus gestos e imitándolos de forma no tan fidedigna como espeluznante. Tú fíjate en los espasmos que da al activarse y dinos si de verdad no te da un poco de canguele.

El Telenoid R saldrá a la venta en octubre como prototipo un precio de 3 millones de yenes (26.600 euros/34.750 dólares), aunque el año que viene esperan lanzar una versión más económica que costará unos 6.100 euros/8.000 dólares.




[Vía io9]

11 COMENTARIOS

Telenoid R1, el terrorífico robot de telepresencia que hará compañía a los abuelos japoneses (si nadie lo impide)
Suscribir a estos comentarios

Comentarios de los lectores (Página 1 de 1)