Una de las pocas lecciones de nuestra infancia que aún retenemos, es que no se habla con la boca llena; lo que no quiere decir que no puedas felicitar al cocinero por su buen trabajo. Para todos los e-rmitaños que como nosotros trabajamos y rumiamos en nuestro cubículo o trailer oficial, inventos como esta caja para el almuerzo podrían ser lo más cercano a mantener un lazo con nuestras madres parejas, puesto que permite intercambiar mensajes de vídeo entre la persona que prepara la comida y quien la disfruta. El aparato, bautizado con el nombre LunchCommunicator, consta de una cámara Creative y un MID Viliv S5, integrados de forma que se ponen a funcionar tan pronto como se abre la tapa, y corta la grabación al cerrarla, de forma que no tendrás que usar tus grasientos dedos para manejar interfaz alguno. El regalo ideal para todos esos acaramelados tortolitos separados por su vida laboral.



[Vía DigInfo]

LunchCommunicator, la caja para el almuerzo que te permite felicitar al cocinero