Skip to Content

AOL Tech

El intrusismo de la Patriot Act estadounidense agita "la nube" europea

Ya lo dijimos: de ninguna manera el Parlamento Europeo iba a aceptar tan alegremente que Microsoft (o cualquier otra compañía estadounidense) proporcione datos de sus datacenters en la Unión a las autoridades de Estados Unidos, y las primeras quejas ya se escuchan en los pasillos. La confesión de que el gobierno de EEUU puede acceder a la información de Office 365 pone en evidencia un grave conflicto con la Directiva de Protección de Datos vigente en la Unión, que obliga a las compañías a notificar a sus usuarios cuando las autoridades acceden a su información personal.

El problema está en que la famosa Patriot Act (Wikiartículo aquí) ignora básicamente fruslerías como el derecho a la privacidad o la obligación de informar a los internautas cuando se escudriñan sus datos desde EEUU, y dado que las leyes del Tío Sam dicen que pueden consultar cualquier documento albergado en cualquier rincón del mundo, y sin decir nada a nadie en cuanto la empresa propietaria de los servidores esté situada en Estados Unidos, el conflicto está servido.

En respuesta a este problema, algunos parlamentarios ya han solicitado la implementación de medidas que eviten la libre inspección de datos albergados en la Unión Europea por parte de gobiernos extranjeros, y aunque está por ver las medidas que pueden tomarse, damos por hecho que dado el creciente protagonismo de la nube, la cosa no se quedará solamente en una declaración de intenciones. Mientras tanto, lo mejor que pueden hacer los internautas europeos preocupados por la privacidad de sus datos, es almacenarlos en empresas situadas en Europa.

Artículos relacionados

Suscribir a estos comentarios

Comentarios de los lectores (Página 1 de 1)



Galerías destacadas



Noticias AOL