Skip to Content

AOL Tech

La Armada de EEUU prueba motos acuáticas robotizadas para vigilar sus buques

Saluda al próximo operativo de la saga Call of Duty. Su nombre es Blackfish, y es un robot acuático diseñado por QinetiQ para la Armada de los Estados Unidos con el propósito de vigilar barcos e instalaciones. Porque te lo creas o no, también necesitan protección. El problema con el que se ha encontrado la Marina, es que sus buques son capaces de hacer añicos cualquier posible embarcación enemiga o vehículo terrestre al alcance de sus misiles y cañones, pero sus sofisticados sensores sirven de poco frente a hombres rana y pequeñas lanchas motoras cargadas de explosivos. Basta con que se cuele uno para dejar inoperativa una de sus naves, así que hay que extremar las precauciones, que es a lo que viene Blackfish.

El vehículo, básicamente una moto de agua con la mitad superior recortada, puede navegar a un máximo de 65 km/h, y patrullaría en un futuro próximo los muelles en los que atraquen los barcos de guerra, observando las aguas para dar la voz de alarma en caso de encontrar algo extraño. Su sistema de propulsión a chorro hace que Blackfish sea relativamente inofensivo para los bañistas en comparación con las hélices de una lancha motora, pero si tuviera que repartir algo más que sustos, su diseño contempla la posibilidad de instalar sistemas de armamento no especificados. Para que luego tengas miedo de las medusas...

[Vía DangerRoom]
Suscribir a estos comentarios

Comentarios de los lectores (Página 1 de 1)



Galerías destacadas



Noticias AOL