Cuando los sabuesos de la Comisión Europea te agarran del calcetín, es mejor quedarte donde estás y negociar una salida satisfactoria para todos que no tratar de salirte con la tuya por las bravas. Ya son unas cuantas compañías las que han salido escaldadas (y con unos cuantos cientos de millones menos en sus arcas) tras una investigación oficial por prácticas monopolísticas, así que no nos sorprende demasiado saber que Eric Schmidt haya ablandado su postura ante las autoridades europeas.

Según se ha sabido, el presidente del consejo de Google ha escrito una misiva a Joaquín Almunia, comisario europeo de Competencia, buscando algún tipo de acuerdo para librarse de una fuerte indemnización por abuso de posición dominante. Lo que no sabemos es exactamente qué es lo que está ofreciendo concretamente el señor Schmidt, pero Almunia ya dejó entrever que Google podría estar utilizando los resultados de su buscador para favorecer a sus servicios en prejuicio de la competencia, lo que suena a otra de esas multas para los libros de historia.

Considerando que no es el único frente que Google tiene abierto en Europa, probablemente no tenga muchas más opciones que agachar la cabeza y llegar a una solución consensuada.

Google extiende una ramita de olivo a la Comisión Europea para evitar una multa por prácticas monopolísticas

Añadir un comentario

*0 / 3000 Número máximo de caracteres

1 Comentario

Filtrar por:
catch

si alguien me pudiera informar ¿que tan desleal es tal practica???

02/07/2012 5:14 PM Reportar abuso rate up rate down Responder