AMD acusa a varios ex-empleados de filtrar más de 100.000 documentos secretos a NVIDIA
Silicon Valley es una especie de Madagascar tecnológico, un ecosistema insular y altamente endémico. No es extraño por tanto que los trabajadores de una compañía se cambien de bando y pasen a engrosar las filas de sus antiguos rivales tan pronto como les llegue una buena oferta o finalicen sus contratos, igual que tampoco es raro que estas empresas traten de cubrir sus espaldas con cláusulas de no competencia y de prevención de fuga de secretos industriales, que es precisamente la acusación que pesa sobre Robert Feldstein.

El antiguo vicepresidente de desarrollo estratégico de AMD y antiguo cerebro de las GPU utilizadas en las Xbox 360 y Wii ha sido demandado junto a otros tres antiguos empleados por jugar un papel clave en la filtración a NVIDIA de más de 100.000 documentos que contenían "secretos industriales relacionados con tecnologías en desarrollo". AMD afirma que ha conseguido recuperar información que mostraría que discos duros externos habrían sido utilizados con este propósito poco antes de la marcha de Feldstein, así como que él y otro vicepresidente de la compañía, Richard Hagen, habrían "reclutado" a otros dos acusados para acompañarles en su fuga a NVIDIA, infringiendo así sus cláusulas de no competencia y la propia ley contra el fraude informático.

Esta es, naturalmente, la versión de los hechos según AMD. Es probable que NVIDIA tenga una opinión distinta, y posiblemente la de los acusados contenga sus propios matices. Lo único cierto es que AMD parece dispuesta a ir a por todas, y ha prometido que siempre "protegerá agresivamente" los secretos de sus tecnologías.

[Vía Ars Technica]

AMD acusa a varios ex-empleados de filtrar más de 100.000 documentos secretos a NVIDIA