Teniendo en cuenta que tenemos la MWC a la vuelta de la esquina, no debería de sorprendernos demasiado si a partir de ahora comienzan a aparecer terminales y prototipos de dudosa procedencia. El primero en salir a la palestra es este supuesto HTC M7, un teléfono que contaría con un diseño heredado del Droid DNA y que llevaría en sus entrañas la nueva y renovada interfaz Sense 5.0. Lejos de poder confirmar su autenticidad, las primeras impresiones que podemos sacar con esta imagen no son realmente esperanzadoras, ya que si echas un ojo a sus botones capacitivos, éstos se ven ligeramente elevados respecto a la base del terminal, por no hablar de la ausencia de logotipos de regulaciones en su parte posterior.

Pero por ahora le daremos el beneficio de la duda, más aún cuando el widget del tiempo parece esconder la palabra "Taiwan", lugar donde se encuentra el cuartel general de HTC. Aún así, eso podría tratarse de una maquiavélica trampa preparada a conciencia, por lo que nos mantendremos en alerta hasta próximas confirmaciones.

Añadir un comentario

*0 / 3000 Número máximo de caracteres