En Freemium, José Mendiola opina sobre la situación actual del mundo de la tecnología
Freemium: Y el PC se extinguirá... como los dinosaurios
Decir que vivimos tiempos de cambio en tecnología es una redundancia. Una empresa o producto que no se adapta a la evolución del mercado están heridos de muerte. Lo vemos a diario con un trágico rigor en el mundo del sector tech, donde gigantes como Palm, que en otros tiempos dominaba con mano de hierro el segmento de los smartphones, ha acabado bajo tierra. O cómo firmas cuyo liderazgo nadie se atrevía a discutir (léase, Nokia o RIM) están mordiendo el polvo y reinventándose para no perder su menguante parcela en el mercado. En este caso, el más común, nos referimos a empresas que no han sabido adaptar el producto a la evolución del mercado. Pero... ¿qué ocurre cuando es la propia naturaleza del producto la que queda obsoleta?

Steve Jobs, era ante todo un visionario, y esa facultad innata le permitió situar a su empresa y sus productos a la vanguardia en el mercado. Un valor añadido que ha proporcionado el suficiente margen a Apple como para mantenerse a la vanguardia de los diferentes mercados en los que está presente. Mencionamos al fallecido líder porque en una dilatada entrevista conducida por Walt Mossberg, el cofundador de Apple vaticinó que la "era post PC" había llegado. Eso fue el 1 de junio de 2010. pues bien, han transcurrido casi tres años para que nos diéramos cuenta de que el apocalíptico anuncio no era un paso en falso: los PC mantienen un lento pero constante declive en una tendencia que no tiene visos de cambiar.
Mes a mes tanto Gartner como IDC nos traen la evolución de los mercados en sus diferentes productos, y siempre llueven tortas en el segmento de los ordenadores personales. La demanda cae en picado y en el último registro que tenemos bajo el radar, mes de enero, la caída de las ventas de este producto rozaba el 5%. Alerta roja en los fabricantes, sobre todo en aquellos cuyos ingresos eran más sensibles a este mercado: Dell se dejaba un demoledor 21%, mientras que la tragedia también llamaba a la puerta de Acer, que perdía un 11% de los pedidos de este producto. Pon cifras a estas tendencias y comprobarás el roto en la cuenta de resultados. ¿Qué está motivando esta fuga de clientes? Efectivamente, lo estás pensando bien: el arrollador éxito de los tablets está inclinando la balanza, y los analistas de Gartner explicaron las causas: las familias pueden contar con un PC en casa para todos los individuos (aunque algunas ya, ni consideran esta opción), mientras que el tablet es un producto individual y cada uno quiere el suyo.

Se hunde el barco y la tripulación huye despavorida. Intel no ha tardado en mover ficha y esta misma semana ha anunciado que dejará de fabricar placas base para los ordenadores de sobremesa, en una medida que irá aplicando paulatinamente en los próximos tres años. Con todo, el gigante no dará este paso hasta la llegada de la arquitectura Haswell, prevista para el primer semestre de este mismo año. Y lo estarás pensando: siempre habrá un reducto para los PC en el mercado, ya sea en el segmento de los jugones o en los todo-en-uno. No es el producto el que desaparecerá como tal, sino el concepto que lo rodea. Los fabricantes deberán adaptar su oferta hacia los productos que están tirando de la industria en estos momentos, como los ultrabook, los minipc o los propios todo-en-uno. Algunos confiaban en que la llegada de Windows 8 al mercado invertiría esta tendencia, pero el propio arranque de la plataforma ha sido excesivamente tímido, originando un inesperado problema para Microsoft.
En esta pira no se libra nadie, ni siquiera Apple. El fabricante ha copado esta semana los titulares anunciando sus resultados y... adivínalo, los iMac pierden terreno frente a la pujanza del iPad y los portátiles. Lo que sucede es que en el fabricante de la manzana, se trata de un incendio controlado: hay un trasvase de clientes de una a otra línea de producto (o si lo prefieres, la manida "canibalización"). El PC ha reinado en el mercado durante largos años, pero ha llegado la hora de transformarse y reinventarse adaptándose a los nuevos tiempos, con variaciones más específicas a las necesidades de los usuarios, que por su parte, seguirán tendiendo hacia soluciones móviles o en el caso de ser sobremesa, mucho más especializadas. Pero el PC tal y como lo conocemos hoy, se extinguirá... como los dinosaurios.

[Más información: Techrepublic, Bloomberg, Forbes]
[Imagen de Techi]

En Freemium se comparte la opinión personal del autor. Engadget no se responsabiliza ni supervisa los puntos de vista vertidos en estos artículos

Freemium: Y el PC se extinguirá... como los dinosaurios