acer aspire p3
Acer no ha querido dejar de lado a los amantes de lo portátil, y para compensar el lanzamiento de su peculiar Aspire R7, el fabricante ha lanzado también su nuevo Ultrabook convertible Aspire P3. Este dispositivo apuesta por una funda-dock no rígida para la protección y complemento de su pantalla de 11,6 pulgadas, un accesorio que por supuesto podrás retirar siempre que quieras para convertirlo en una mera tablet.

Cuando el P3 tiene la funda colocada, accedemos así a un teclado de botones (muy) poco sobresalientes, que ayudará a la que la escritura en el equipo, que lleva Windows 8, sea mucho más cómoda. Justo sobre dichas teclas se dibuja una hendidura que será la encargada de servir como lugar de anclaje para mantener la pantalla de frente hacia nosotros -ojo, porque eso significará que no puedes graduarla con diferentes inclinaciones.

Acer Aspire P3 en nuestras manos

Ver todas las fotos

25 FOTOS



Igualmente, como decíamos, podremos guardar y proteger el aparato, gracias a que el dock resulta ser también una funda protectora de piel, con aspecto de carpetilla y agradable tacto una vez lo tenemos cerramos. Una vez retirado -algo que puede llegar a ser un poco dificultoso por cómo encajan las esquinas-, nos quedamos con un manejable equipo que, de base, viene con procesador Core i3, 4 GB de RAM y 60 GB de almacenamiento SSD -nada mal. Te recordamos que alberga además una cámara secundaria de 2 MP en el marco de su pantalla (de buena respuesta e imagen a pesar de no ser Full HD), además de esconder en su espalda una trasera de 5 megapíxeles.

Si quieres repasarlo con más detalle, lo mejor es que eches un ojo a la galería que tienes un poco más arriba así como la vídeo que te dejamos a continuación -donde te mostramos más detalles si cabe de la anatomía del equipo. Recuerda que el Acer Aspire P3 estará a la venta en junio por 599 euros.

Añadir un comentario

*0 / 3000 Número máximo de caracteres