Qué televisión comprar es una duda común en numerosos hogares, pero teniendo en cuenta la velocidad con la que están siendo renovados los modelos actualmente en el mercado, muchos se preguntan si será mejor esperar a las nuevas versiones que acaban de entrar en el mercado, o si por el contrario resulta viable hacerse con una de las versiones que se estrenaba el pasado año. Eso es justo lo que queremos plantear en este análisis, así que hemos echado un ojo a los modelos más avanzados de 2012 para ver si las propuestas planteadas por los distintos fabricantes con la nueva gama justifican su precio y su exclusividad, o si por el contrario deberíamos de esperar aún más y seguir aguantando al calor de los rayos catódicos.

La gama del 2012


Los modelos elegidos son cuatro televisores que hemos podido probar aquí en la mesa de pruebas de Engadget, el LG 55LM960V, el Panasonic L47WT50, el Sony KDL-HX950 y el Samsung 46ES8000. Todos se corresponden con el escalón más alto de la pasada campaña, con paneles de 55, 47 y 46 pulgadas. Si los comparamos en una tabla, obtenemos los siguientes resultados:

LG
55LM960V
Panasonic
L47WT50
Samsung
46ES8000
Sony
HX950
Tamaño 55" 47" 46" 55"
Resolución del panel 1.920 x 1.080 1.920 x 1.080 1.920 x 1.080 1.920 x 1.080
Refresco de pantalla
(mejorado)
1.000 Hz 1.600 Hz 800 Hz 800 Hz
DLNA
Webcam integrada No No No
Gafas incluidas Sí, 7 pasivas (2 para Dual Play) Sí, 2 activas Sí, 2 activas Sí, 2 activas
HDMI 4 4 3 4
Otras conexiones 3 USB, Componentes y AV (adaptador), VGA, LAN, doble sintonizador 3 USB, ranura tarjetas SD, VGA, LAN, Componentes, AV con adaptador, doble sintonizador 3 USB, componentes, AV (adaptador), VGA (adaptador), doble sintonizador, LAN 2 USB, VGA, SCART, antena, LAN, componentes
WiFi / Bluetooth Sí / No Sí / Sí Sí / Sí (para las gafas activas) Sí / No
3D
Audio 30 W
(2 x 10 W + Subwoofer)
2 delanteros y un subwoofer 20 W
(2 x 10 W)
30 W
(2 x 10 W + Subwoofer)
Gorilla Glass No No No
Peso (con/sin soporte) 23,4 Kg / 20,6 Kg 16 Kg / 13 Kg 19,3 Kg/16,6 Kg 29,6 Kg/26,7 Kg
Dimensiones (cm) 122,1 x 78,1 x 37,2 123,3 x 76,1 x 21 128,0 x 82,9 x 36,9
Consumo 157 W 69 W 110 W 113 W
Análisis Análisis Análisis Análisis

Como puedes observar, los cuatro modelos comparten la mayoría de especificaciones, y las diferencias, tal y como hemos podido comprobar en las pruebas, residen básicamente en la calidad de imagen ofrecida por algunas y en las funcionalidades inteligente de otras. ¿Eres de los que exprime hasta el último tono de negros o prefiere un modelo más completo con funciones que la diferencien del resto de versiones? Esas podrían ser las preguntas que determinen la elección de los compradores a día de hoy.

Teniendo más o menos una referencia de lo que cada usuario puede buscar en una televisión, es hora de ver qué propuestas plantean los fabricantes para sustituir los ya "anticuados" modelos.

LG

Los coreanos se presentan con la nueva Serie 8 y el LA860V. Básicamente este nuevo modelo llega con el mismo panel nano full LED de su predecesora, resolución 1080p y refresco MSI de 1.000 Hz, así que en principales características podríamos decir que no llega a ofrecer grandes mejoras respecto al modelo del 2012. Es cierto que ahora ofrece un consumo energético mejor y un nuevo procesador de 8 núcleos que se encargará de mejorar la imagen ofrecida, pero creemos que no se trata de grandes cambios que pesen a la hora de realizar la compra. Si a esto le sumamos que la plataforma Smart TV sigue intacta, obtenemos un modelo al que básicamente le han cambiado el cerebro de procesamiento y la carcasa exterior (que curiosamente se parece muchísimo a las anteriores Samsung). Se ha incluido un nuevo mando a distancia (Magic Control), pero básicamente ofrece la misma experiencia de uso.

Panasonic


La nueva L55WT60 es el modelo tope de gama que el fabricante presenta en su familia LED TV. Sus cambios llegan principalmente con novedades a nivel de diseño exterior, ya que interiormente seguimos encontrando un procesador de doble núcleo, aunque la experiencia Smart TV presenta ahora una interfaz mejorada y con mayor interacción, incluyendo reconocimiento de voz, de rostros, doble-triple sintonizador y una gestión de perfiles que brinda la llamada "experiencia personalizable". Uno de los puntos más importantes, la calidad de imagen, ha recibido detalles interesantes como el nuevo refresco a 3.200 Hz, que ofrece mayor definición en imágenes en movimiento, especialmente en zonas oscuras (un detalle que Panasonic suele cuidar).

Samsung

En el caso de Samsung, las F8000 y F8500 cubren la gama alta de las LED. Ambas son televisiones completamente idénticas, presentando únicamente diferencias a nivel estético. La primera opta por el nuevo diseño con base en forma de media luna, mientras que la segunda ha preferido montar una base heredada directamente de la familia de los plasma, de líneas continuas y con curvas muy atractivas. Una vez más, los coreanos apuestan por la televisión inteligente, estrenando una nueva interfaz de cinco paneles que llega abanderada por el control por gestos a dos manos. Ofrece recomendaciones inteligentes, webcam integrada de tipo escamoteable y un diseño fiel al estilo de Samsung que llega abanderado por una zona trasera limpia y elegante, ya que por primera vez, la carcasa trasera deja de ser una simple chapa metálica, pasando a ofrecer textura y claridad (ideal para separar ambientes).


Sony


La gama alta de Sony pasa a estar capitaneada por la W905A (nombre para Europa), un modelo que sigue manteniendo esas líneas con acabados de lujo que se reflejan rápidamente en el precio final del producto. Pese a su énfasis en el diseño, la calidad de imagen sigue siendo la piedra angular del televisor, ahora mejorada con un panel llamado Triluminos que promete colores más puros y mayor sensación de profundidad. Además, cuenta con novedades a nivel de conectividad, como son el NFC, que servirá para activar el duplicado de pantalla de manera mucho más fácil, así como un LED multicolor en la zona inferior que se iluminará dependiendo de los colores predominantes en la pantalla. Este último elemento recuerda al Ambilight de Philips, aunque mucho menos invasivo. El diseño robusto y de excelentes calidades sigue siendo puntos muy importantes para Sony, y eso se ve reflejado en un grosor mayor que el del resto de sus competidores, así como en el peso final del producto.

Visión general


Teniendo en cuenta este pequeño repaso a la gama del 2013, podemos ver como los fabricantes optan por incluir opciones llamativas muy enfocadas a la interacción con el usuario. Es cierto que presentan saltos cuantitativos a nivel de imagen, pero lo cierto es que a grandes rasgos estas novedades podrían no justificar demasiado el precio de los modelos, más aún si tenemos en cuenta la bajada de precio que han sufrido los de la generación anterior. Y es ahí donde queremos llegar, ya que en la mayoría de casos de esta generación, optar a cualquiera de los modelos supone obtener como mucho una renovada plataforma Smart TV con más efectos y funciones. ¿Merece la pena?

Al final todo se resume al mismo factor: el precio. ¿Qué diferencia existe entre las dos generaciones? Si echamos un vistazo a los precios del mercado, podremos ver como en la mayoría de casos existe una diferencia de 250 y 300 euros entre las versiones de 55, 46 y 40 pulgadas de ambas gamas (2013 y 2012). Podríamos decir que esa es la tasa que hay que pagar para obtener la novedad, para tener la versión más actualizada, por tener garantizado un soporte técnico durante más tiempo (actualizaciones de software, por ejemplo). A día de hoy, la diferencia de precio parece no ser tan elevada, y puede que finalmente no pese demasiado en la elección final, más aún si tenemos en cuenta las cifras que estamos barajando, así que los modelos del 2013 saldrían victoriosos en ese caso.

Quizás la única duda que ronde en la cabeza del comprador pase por echarle un ojo al Kit de Expansión de Samsung. Tras ver su instalación y conocer los detalles de su lanzamiento, con este accesorio de 299 euros obtendríamos todas las novedades de la gama 2013 del fabricante en pocos minutos. Obviamente seguiríamos teniendo el aspecto estético de la anterior gama, pero a nivel de funciones y conectividad no tendríamos ningún tipo de limitación. Lamentablemente, si profundizamos más en esta opción, podríamos ver como el modelo ES8000 de 55 pulgadas se puede adquirir en estos momentos por 1.799 euros, que sumados a los 299 del Kit de Expansión, se quedarían en un total de 2.098 euros. La recién estrenada 55F8000 por su parte, se puede adquirir por unos 2.149 euros, una cifra que directamente tira por los suelos la opción de la actualización, ya que la diferencia es de sólo 50 euros. Así que este accesorio sería únicamente una opción interesante para los actuales poseedores de los modelos compatibles, o en el caso de encontrar una ganga de última hora.
Dicho esto, el panorama actual de modelos del 2012 se encuentra en una fase de resistencia, ya que no han devaluado su precio demasiado como para afectar a los más modernos. Pese a ello, las mejoras ofrecidas comienzan a plantear cuestiones sobre el consumidor, ya que simples cambios a nivel de software no suponen razones de peso a la hora de decidir la compra. Está claro que la apuesta por las tres dimensiones ha terminado siendo un bache en el desarrollo de las televisiones, y sólo algunos como LG han acabado teniendo relativamente suerte con sus gafas pasivas y la opción Dual Play. Los modelos de gafas activas ya han presentado su solución, pero al fin y al cabo no dejan de ser distracciones que alejan el asentamiento de la tecnología 3D.

Qué hacer, qué comprar


Aquellos poseedores de modelos con varios años de antigüedad no deben de estar preocupados. Dejando a un lado las inevitables mejoras a nivel de panel, el mercado actual sigue centrado en funciones inteligentes que no terminan cuajando entre el público general, las cuales siempre se podrán añadir a televisiones antiguas por medio de accesorios con Smart TV externos o un simple reproductor de medios.

Actualmente, decidirse entre los modelos actuales del 2012 o 2013 pasa por gastar unos 250 euros más entre un modelo y otro, algo que siempre decidirá el propio consumidor, pero que visto lo visto no será fácil elección. Por un lado tenemos que a grandes rasgos las mejoras ofrecidas no justifican la subida de precio. ¿Usarás una webcam en la televisión? ¿Vas a cambiar de canal con la voz? ¿Te ves moviendo los brazos para bajar el volumen? Esas preguntas quizás te ofrezcan la solución, sin embargo, también tendríamos que hacernos otras: ¿Compraremos un televisor con un año de antigüedad? ¿Cuándo finalizará el soporte técnico? ¿Seguiré teniendo actualizaciones de software? ¿Y si este procesador, al ser menos potente, deja de ofrecer compatibilidad con futuras aplicaciones?

El futuro


Visto lo visto, existe una tendencia un tanto extravagante que comienza a tomar fuerza, y no es otra que las pantallas 4K. Con varios modelos ya a la venta, los fabricantes han encontrado la manera de fabricar versiones de 55 y 60 pulgadas que entren en los hogares de los usuarios, sin embargo, habrá que ver si esta tecnología resulta eficaz en un salón normal frente a los actuales modelos Full HD de grandes dimensiones. Con todo, el panel utilizado en estos equipos seguirá siendo LCD.
Creemos que la solución debería de llegar a manos de otra tecnología completamente diferente, el OLED. Las demostraciones presentadas en el CES dejaron muy claro que se trata de un salto exponencial en lo que a calidad de imagen se refiere (tambien en el precio, claro). La llegada de esta tecnología permitirá avanzar, tanto en imagen como en diseño, ya que los prototipos que se han dejado ver eran extremadamente delgados. A día de hoy, la hoja de ruta de Samsung coloca en algún momento de finales de año su modelo OLED para el mercado coreano, así que será este mismo año cuando presenciemos el verdadero cambio. ¿Serán las televisiones OLED las que terminen salvándonos de este relativo estancamiento visual? El tiempo dirá.

¿Es buen momento para comprar una TV? Un repaso a algunos modelos de 2012 y 2013

Añadir un comentario

*0 / 3000 Número máximo de caracteres

16 Comentarios

Filtrar por:
pepe

Yo compre un plasma samsung de 51" con DVB-T2 y mi primo un smart tv de samsung de 37" y dvb-t

A mi me costo 20⿬ menos y tengo una mega tele que se ve impresionante con los colores e imagenes sin parecer una telenovela (no me gusta ver las peliculas con ese realce que parece grabado como de telenovela)

yo estoy preparado para cuando nos quieran a volver a engañar y sacar el nuevo sistema de tdt, Albertis en monopolio con el gobierno nos volveran a exprimir en unos años.

El con su "smart" no hace ni la mitad que yo con un hdmi de android.

Nos vendieron la moto de que el led es mejor que el plasma, pero reto a quien quiera a comparar 2 teles a igualdad de precio en calidad de imagen y tamaño plasma vs Led.

01/07/2013 4:34 AM Reportar abuso rate up rate down Responder
manueledecio

El artículo tiene un enfoque en los LCD y Leds por ser las tendencias, pero no porque sean mejores, creo que los últimos modelos de plasma son de lo mejor y hay que recordar que a se vienen los tv oled que mejor calidad imposible

30/06/2013 7:03 PM Reportar abuso rate up rate down Responder
1 Respuesta al comentario de manueledecio
Unknown

Esto... NO. Los OLED, al menos los que se van a poner a la venta pronto, tienen los mismos problemas que las pantallas oled de los móviles: no tienen la máxima fidelidad de color, algo que tanto LCD como sobretodo plasma tienen más que superado.
En cuanto a brillo están por detras de los LED y no se sabe nada de la duración de los paneles.

Se trata de una tecnología nueva, tiene sus ventajas, pero tambien muchos inconvenientes que tecnologías más antiguas ya han corregido.

01/07/2013 2:06 AM Reportar abuso rate up rate down Responder
Buddy

Gracias Carlos por este repaso a lo ultimo en TV del mercado

30/06/2013 5:55 PM Reportar abuso rate up rate down Responder
kikershadow

La verdad que sera mejor esperar a la nuevas OLED desde mi punto de vista los negros intensos es lo mejor en calidad de imagen, y los LCD retroilumnados no lo han logrado lastima que no he podido obtener una plasma, pero estoy seguro que mi futura tv sera una OLED. En cuanto al kit de actualizacion prefiero un un HDMI ANDROID con JELLY BEAN por menos de 50 dolares.

30/06/2013 5:39 PM Reportar abuso rate up rate down Responder
alex

¿Es buen momento para comprar una TV?, patrañas, el momento indicado es cuando se necesita algo. Si se espera a un nuevo modelo es simplemente consumismo puro y duro. El mundo se ha mal acostumbrado a esperar y esperar y nunca comprar. Se secan el cerebro pensando si esperar o comprar. Compren si lo necesitan y punto, a partir de la necesidad, investigar que es lo que quieren, plasmas, lcd, etc.

¿Es buen momento para comprar una TV? Si fuese por esta frase, nunca jamás existirá el momento ideal para comprar algo porque a los 6 meses ya sale un nuevo equipo. No ve, mi ES8000 de Samsung comprado en Septiembre de 2012 ya es un modelo viejo, ni me importa, me rueda el asunto, yo feliz disfrutando de television a imagen gigante, otros ya están enfermos con suero pensando que su equipo ya es viejo y que si es necesario comprar otro.

30/06/2013 4:29 PM Reportar abuso rate up rate down Responder
1 Respuesta al comentario de alex
IvánD3

Hay momentos que compensa más que otros comprar que ahorrar a la siguiente generacion
Por ejemplo, el que se compró un core i5-2500k en 2011 le compensa más haberlo pillado en su momento que haber esperado al equivalente en haswell 4670k, ya que en este segundo no compensa esperar 2 años para un margen de mejora tan pequeño

Por ejemplo, en mi opinión será una buena opción comprar una smarttv cuando el precio de esta sea igual o inferior al te un panel+ un HTTP con trinity o richland y sea tan útil como este

Evidentemente, todos los años hay versiones mejores de nuestros cacharros. Mientras tu lo llamas consumismo yo lo llamo mejora. Que culpa tendré yo de que la gente sea tan idiota de comprar lo más nuevo y más caro por tener lo más nuevo y más caro, la idea de hacer una adquisición es de tener un trasto y no cambiarlo hasta que deje de ser útil (aunque si quieres cambiar por cambiar, venderlo en el mercado de segunda mano esta bien, asi gente con menos recursos o interes en gastar le dan una segunda vida)

Si sale un TV nuevo que es un 10% mejor y el modelo anterior ha quedado a la mitad de precio, es un buen momento para comprar el del año anterior,etc

30/06/2013 8:14 PM Reportar abuso rate up rate down Responder
jlmcr87x

@Carlos Martinez. La tendencia es el Led: y también todas las cabras van al monte. Nunca te ha dicho nadie la frase de ¿Si te dicen que te tires de cabeza a un pozo?...........

30/06/2013 3:44 PM Reportar abuso rate up rate down Responder
IvánD3

Un AMD fusion A8~A10 de HTTP o un mac mini para el que se lo pueda permitir en un buen panel sin pijadas.

La interfaz metro será un horror en PC, pero en la televisión igual no está tan mal, lo puedes controlar con el mando de wii si no te quieres complicar la vida o cargar teclado y ratón inalambrico

30/06/2013 3:22 PM Reportar abuso rate up rate down Responder
Unknown

¿Es buen momento para comprar una TV? Desde luego. Pero no por ninguno de los modelos que aparecen en el articulo. Panasonic tiene la ST60 a un excelente precio y, si puedes permitirtelo, la VT60 es lo mejor que se puede comprar (a falta de que se distribuya la ZT60 en España).

¿Necesito smartTV? Rotundamente NO. No sirve para nada. Es la hez. Yo lo tengo en mis 2 televisores y tan solo lo he usado una vez: cuando estaba probando la tele el primer día. Y fue suficiente para darme cuenta de que jamas volvería a tocar ese botón del mando a distancia.

¿Necesito webcam, control por gestos o por voz y demás zarandajas que evidencian que a falta de poder mejorar la calidad de imagen se inventan chorradas que no sirven nada más que para cobrarte centenares de euros más? Esta pregunta es retórica.

¿Necesito 4K? No existe contenido, ni lo va a haber en muuuuuchos años. Mucho menos en emisiones de TDT. Si algo nos ha enseñado el paso de la televisión analógica a la digital es que los early adopters sufren todos los inconvenientes de una nueva tecnología y no disfrutan de ninguna de sus ventajas. ¿Os acordáis cuando aparecieron las primeras teles con TDT? Pues no estaban preparadas para la HD, fail en toda regla. Y la mayoría de los televisores 4K que se van a comercializar no están preparados para el 4K por TDT, principalmente por que aun ni está decidido el estandar que se usará. Para que los contenidos 4K sean una realidad, faltan al menos 3 o 4 años. ¿Vas a pagar una morterada por un televisor que no vas a poder disfrutar?

30/06/2013 3:04 PM Reportar abuso rate up rate down Responder
1 Respuesta al comentario de Unknown
kaeltas

@Unknown
Gracias, me quedaré con mi LED (No Smart TV conectada al Blu-ray con Internet) xD

01/07/2013 11:49 AM Reportar abuso rate up rate down Responder
jlmcr87x

Muy mal articulo, limitandose a comparar especificaciones tecnicas y ninguna prueba objetiva de calidad de imagen. Incluso poneis una panasonic pero no el modelo de plasma que es el que año tras año se esta llevando todos los premios por calidad de imagen y que este año desde la serie GT esta obteniendo calificaciones de nivel de referencia en todos sus modelos.
Calidad de imagen: Plasma Panasonic.
Chorradas y algo barato: Samsung & LG

30/06/2013 12:45 PM Reportar abuso rate up rate down Responder
4 Respuestas al comentario de jlmcr87x