Skip to Content

AOL Tech

ModelS posts

Tesla Model S se blinda de nuevo, ahora contra los ataques de los hackers

Tesla Model S se blinda de nuevo; ahora del ataque de los hackers
Tesla está blindando su Model S y no sólo físicamente como te demostramos hace unos días, sino que también está reforzando la seguridad del sistema que lo gestiona del zarpazo de los hackers. Es cierto que el automóvil no se puede conducir de forma remota, pero sí puede en un momento dado conocer la ubicación del vehículo o abrirlo a distancia para robar todo lo que haya dentro. El asunto no es baladí y menos en una marca como la de Elon Musk que cuenta con el magnetismo y consecuente efecto lupa de cara a los medios.

Da la casualidad que uno de los afortunados propietarios de un Model S es Nitesh Dhanjani, que además es consultor en materia de seguridad y en una trabajada entrada en su blog ha puesto en evidencia las carencias de marca y modelo en materia de seguridad. Lo primero que ha destacado es que el panel de control del usuario en web está protegido por apenas "una contraseña de 6 cifras", algo que lo hace susceptible de un ataque por fuerza bruta ya que la web no contempla una limitación de intentos infructuosos de acceso. Pero aquí no terminan los problemas planteados por este usuario, sino que la potencia de las aplicaciones móviles en el vehículo suponen, como veremos, una amenaza adicional.

Tesla blinda los bajos del Model S con una coraza de titanio (y es así de efectiva)

Tesla Model S bajos reforzados con titanio
Las informaciones sobre el riesgo de incendio del Model S han sido bastante exageradas, tal vez incluso próximas a la histeria. Si se examinan las cifras de accidentes con el número de fuegos registrados, no cuesta demasiado ver que, aunque con una carga energética muy elevada, las baterías de iones de litio de este sedán eléctrico son inherentemente más seguras que un tanque de gasolina convencional. Con todo, varios incidentes han conseguido manchar la reputación de Tesla y su actual modelo estrella, por lo que el fabricante de Silicon Valley ha decidido acorazar la panza del vehículo con una plancha protectora de titanio.

Elon Musk ha anunciado en el sitio oficial de la compañía que todos los Model S fabricados a partir del 6 de marzo poseen una capa de protección adicional gracias al uso de un escudo inferior de titanio y varias placas deflectoras de aluminio, especialmente diseñadas para desviar objetos extraños en la calzada (arriba puedes ver su efectividad protegiendo el coche contra un bloque de hormigón) y evitar que el paquete de baterías situado bajo los asientos del vehículo pueda ser perforado.

Tesla tiene vía libre para su 'Gigafábrica'; su eléctrico asequible está más cerca

Tesla tiene vía libre para su 'Gigafábrica'; su eléctrico asequible está más cerca
Los vehículos de ensueño de Tesla no se van a limitar en modelos de lujo alcanzables a pocos bolsillos como el Model S, sino que la firma de Elon Musk pretende llevar su 'revolución eléctrica' a todos los bolsillos. En este sentido, la firma planea fabricar un coche eléctrico asequible que esté al alcance de todos los bolsillos y para ello necesita construir una factoría de enormes dimensiones, que la propia firma ha calificado como 'Gigafactory' en la que además de ensamblar este nuevo modelo, se fabricarán las miles de baterías necesarias para toda la gama de la casa. Uno de los problemas de Tesla es precisamente de suministros: la demanda supera con creces el stock de materiales y los plazos de entrega se dilatan en exceso.

Pero edificar este coloso requiere de tiempo y sobre todo, mucho dinero: la firma de Musk no ha tenido problema en recaudar la friolera de 1.600 millones de dólares de diferentes inversores para ello, y espera inaugurarla antes de 2017, fecha en la que la marca presentará un automóvil eléctrico bautizado internamente como "Gen III" que saldrá a la venta por unos 35.000 dólares.

Tesla Model S transformado en "una sala de estar con ruedas" por Rinspeed

Tesla Model S transformado en
Los visitantes al Salón del Automóvil de Ginebra se llevarían una divertida sorpresa al descubrir un concept-car de lo más original: un Model S autónomo (sin conductor) transformado literalmente en una "sala de estar con ruedas", y es que Rinspeed ha llevado al certamen un vehículo de la casa modificado y que cuenta con lindezas como un televisor 4K de 32 pulgadas, asientos reclinables, una máquina de café expreso y por si vas a utilizar el vehículo de Tesla para tus desplazamientos al trabajo, cuenta también con la plataforma "Business-to-Car" que te permite acceder de una forma segura a todos los servicios de la web disponibles.

Y como quiera que se trata de un vehículo, en cualquier caso, al alcance de pocos bolsillos, el modelo llevado al certamen llega también con un reloj de pulsera como accesorio, y no un Swatch precisamente: un Patravi TravelTec de 44.000 dólares incrustado en los controles del vehículo. Se trata de un prototipo, pero... ¿lo veremos algún día en la calles?

[Vía Inhabitat]

Tesla retirará más de 29.000 cargadores del Model S por riesgo de incendio

Tesla retirará más de 29.000 cargadores del Model S por riesgo de incendio
Lo que era una medida puntual y de carácter voluntario, se ha convertido en una campaña de servicio técnico en toda regla. Después de actualizar el software de sus cargadores de pared y anunciar que sustituiría algunas unidades para evitar posibles incendios, Tesla ha comunicado que retirará 29.222 puntos de carga de primera generación en Estados Unidos para curarse en salud.

Esta noticia tiene lugar después de que un Tesla Model S se incendiara en un garaje particular debido a un cargador que se sobrecalentó por posibles problemas en la instalación eléctrica. Los nuevos cargadores han sido diseñados para apagarse automáticamente en caso de que se eleve su temperatura por encima de los límites de seguridad.

Tesla proporcionará nuevos cargadores al Model S para evitar incendios por sobrecalentamiento

Tesla proporcionará nuevos cargadores al Model S para evitar incendios por sobrecalentamiento
Tesla quiere acabar de una vez por todas con los problemas de sobrecalentamiento e incendios del Model S y, por ello, además de reforzar la seguridad por software y ofrecer mejoras en la garantía para tranquilidad de sus usuarios, comenzará en breve la distribución gratuita de un nuevo cargador. Dicho adaptador contará con un fusible térmico que se encargará de cortar la electricidad en caso de sobrecalentamiento, incluso si el sistema de seguridad de la casa o el vehículo no llegaran a activarse. Según indica el fabricante, este reformulado cargador estaría a disposición de los nuevos propietarios y los ya existentes en cuestión de unas semanas, y aunque no piensa que el nuevo accesorio sea imprescindible para evitar riesgos, tampoco parece querer dejar ningún cabo suelto.

[Vía Bloomberg]

Tesla contra la electrofobia: la garantía del Model S cubrirá hasta los incendios ocasionados por culpa del conductor

En las últimas semanas Tesla ha pasado de ser una de las compañías más deseadas (y cotizadas) de la industria a verse acosada por las noticias sobre las supuestas tendencias pirómanas de su Model S, según sus críticos, demostradas por varios accidentes que terminaron con el coche en llamas. ¿Significa esto que los paquetes de baterías del fabricante de Silicon Valley son inseguros por naturaleza? Las estadísticas dicen que todo lo contrario, pero para demostrar que Tesla tiene tan poco que temer como sus dueños, Elon Musk ha vuelto a dar que hablar con una decisión que traerá cola: el Model S estará cubierto por una garantía contra incendios que cubrirá los daños ocasionados incluso en caso de que el fuego haya sido causado por la escasa destreza del conductor.

Musk no ha desaprovechado la oportunidad para rebatir a los críticos de su coche. En el mismo artículo del blog oficial de Tesla en el que ha anunciado su nueva garantía, el también cofundador de PayPal y jefe de Space X tira de hemeroteca para poner cifras a la seguridad del Model S. En estos momentos y con más de 20.000 vehículos circulando, Tesla tiene constancia de un incendio por cada 6.333 automóviles, cuando la media para los motores de explosión es de un fuego por cada 1.350 vehículos a gasolina. En palabras de Musk, "tienes más posibilidades de que te caiga un rayo a lo largo de tu vida que de sufrir un fuego sin lesiones a bordo de un Tesla".

Tesla Model S se incendia en plena autopista tras impactar su batería con una pieza metálica

Tesla Model S se incendia en plena autopista tras impactar su batería con una pieza metálica
Imagina el panorama: un flamante Model S de Tesla pasto de las llamas en plena autopista en hora punta, y lo que es peor, el motivo que las ha originado. Según parece, una pieza metálica sobre el asfalto habría ocasionado un orificio de 7 centímetros en el módulo delantero de la batería del vehículo, atravesando la coraza que la protege. Elon Musk, CEO y fundador de la firma, no ha tardado en salir al paso a dar las convenientes explicaciones y aclarar que el impacto ha tenido "un pico de fuerza de 25 toneladas". En cualquier caso, los bomberos han logrado extinguir el incendio agujereando la placa protectora, y han aclarado que las llamas nunca llegaron a penetrar al interior del vehículo.

Adelantándose a cualquier polémica, Musk ha afirmado que el ratio de vehículos eléctricos incendiados es muy inferior a los convencionales. Y como quiera que el CEO de la firma ha querido transparencia por encima de todo, ha publicado el intercambio de correos entre el propietario del Model S y el responsable de ventas de Tesla, y mientras se repara el vehículo afectado, el comprador recibirá un Model S de préstamo.

[Actualización: Vídeo tras el salto.]

Tesla Motors muestra su cambiador de baterías de 90 segundos; más rápido que llenar el depósito con un surtidor

Tesla Motors muestra su cambiador de baterías de 90 segundos; más rápido que llenar el depósito con un surtidor
Es posible que no lo sepas, porque esta no es una de sus características más promocionadas, pero Tesla Motors diseñó su Model S para permitir el cambio de sus baterías en estaciones robotizadas como alternativa rápida a los puntos de carga tradicionales. Esta posibilidad se mencionaba en su ficha técnica solo de pasada, dado que la compañía dirigida por Elon Musk estaba más interesada en publicitar la extensa red de cargadores rápidos que está instalado en Estados Unidos, pero hace poco anunció su propósito de desplegar un cambiador de baterías automático en sus electrolineras para aquellos conductores con menos tiempo o paciencia, y esta semana mostró su funcionamiento.

Siguiendo los pasos de la extinta Better Place (pero con un plan de negocio mucho más desarrollado y un buen número de clientes ya en cartera), Tesla tiene pensado desplegar unas estaciones robotizadas que permitirán a los conductores de un Model S o Model X quedarse dentro del automóvil mientras el paquete de baterías del automóvil es sustituido por uno totalmente cargado. La estrategia de Tesla contempla el despliegue de las primeras estaciones de carga de baterías en los corredores más densos de los Estados Unidos. Cada una de ellas tendrá un coste de aproximadamente medio millón de dólares.

El proceso de sustitución tiene una duración de 90 segundos, y costará a los usuarios interesados entre 60 y 80 dólares. Esto significa que será más barato cargar el coche desde una toma de corriente convencional o rápida, pero hay una diferencia importante: los súper-cargadores de cable que están siendo desplegados por Tesla necesitan aproximadamente una hora para cargar un vehículo al 100% (o incluso algo más, dependiendo de la capacidad de la batería). Una vez realizado el cambio de baterías, el conductor podrá devolverla en el viaje de regreso o quedársela abonando una cantidad de dinero que dependerá de la diferencia de antigüedad entre el paquete acumulador entregado y el recibido.

Durante el evento de presentación de estas estaciones, Tesla ilustró la velocidad del sistema comparando un cambio de baterías completo con el tiempo que cuesta llenar el depósito de un automóvil a gasolina normal y corriente. El vídeo oficial (que encontrarás tras el salto) no muestra las interioridades mecánicas del sistema, pero te permitirá comprobar su velocidad. Merece la pena que le eches un vistazo.

Tesla retira la batería de 40 kWh de su Model S por falta de demanda

La versión más barata y de menos autonomía del Model S ha dejado de tener significado para Tesla. De los pedidos registrados hasta ahora, sólo un 4% se correspondía con la versión con batería de 40 kWh, una escasa demanda que ha obligado al fabricante a retirar dicha opción de la cadena de producción. Aún así, los clientes que hayan pedido un Telsa Model S con batería de 40 kWh, seguirán recibiendo dicha opción, aunque en realidad obtendrán una de 60 kWh con una limitación por software, disfrutando eso sí de las ventajas de aceleración y velocidad máxima que ofrece esa configuración. La ventaja es que en un futuro se podrá subir a la máxima autonomía con una simple actualización, por lo que sigue siendo una ventaja con la que poder actualizar el vehículo más adelante.

Además, la compañía ha anunciado que las ventas de su vehículo han superado las cifras esperadas, llegando a un total de 4.750 unidades vendidas frente a las 4.500 esperadas. Teniendo en cuenta los buenos resultados, parece que la meta de conseguir las 20.000 unidades vendidas para finales del 2013 va viento en popa, además de que las ganancias prometidas a sus accionistas para el primer trimestre del año podrían estar más que aseguradas. Y tu, ¿también quieres un Tesla Model S?

Tesla pone precio al Model S para Europa: disponible en enero desde 60.000 euros

Nadie dijo que tener el último grito en tecnología aplicada a la automoción fuera barato. Poco después de anunciar la apertura de su centro de montaje y distribución europeo en los Países Bajos, Tesla Motors ha hecho públicos los precios para la Unión Europea del Model S, la berlina eléctrica con la que piensa apretar las tuercas a los grandes fabricantes de vehículos de lujo.

Este sedán de alta gama con capacidad para hasta siete personas (contando los dos asientos opcionales que se pueden colocar en el maletero) tendrá un precio de partida de 60.000 euros, que es lo que costará el modelo equipado con motor de 302 CV y la batería de 60 kWh, oficialmente capaz de recorrer hasta 375 km a una velocidad de 88 km/h con una sola carga. Su hermano mayor de 362 CV (416 CV en la versión Performance) y 85 kWh, con 500 km de autonomía, costará 92.000 euros. En Estados Unidos también se ofrece un modelo más económico de 40 kWh, pero Tesla ha indicado que por ahora no tiene planes para comercializarlo en Europa. En todos los casos la velocidad máxima ronda los 200 km/h.

Galería: Tesla Model S

El Tesla Roadster podría quedar inutilizado si las baterías se descargan totalmente - Actualizada


[Actualización: ITWorld ha publicado un artículo aclaratorio en el que se nos explican un poco mejor las medidas de seguridad de Tesla para prevenir una descarga completa. En primer lugar es muy difícil que las celdas individuales que forman el paquete se averíen de forma simultanea (cosa que ya suponíamos), y en segundo (esto ya es mucho más interesante), en caso de peligro el sistema automáticamente se apaga por completo y desconecta el coche; inutilizándolo, sí, pero no hasta el punto de tener que cambiar la batería por otra nueva.

Lo que hay que hacer en estos casos es llevar el coche a un punto de carga y reiniciar el sistema de control de la batería. Este problema ya era conocido desde hace tiempo, y Tesla trató de resolverlo en su momento añadiendo sistemas de aviso no presentes en las primeras unidades del Roadster. Por tanto, lo más probable es que todos esos Roadster "muertos" solo necesitaran pasar por el taller para reiniciar el sistema, sin necesidad de realizar un costosísimo cambio de baterías.

No es que sea como para dejar el coche abandonado sin más, pero este problema suena infinitamente más benigno de lo que parecía al principio.]


Noticia original: He aquí un práctico consejo para los propietarios de un Tesla Roadster que podría evitarles una imponente factura: nunca jamás permitas que tu coche se quede totalmente sin batería.

Según publica Theunderstatement, si el biplaza eléctrico de Tesla Motors pierde toda la carga de su acumulador de iones de litio (lo cual podría llevar varias semanas), el paquete de baterías completo deberá ser sustituido por otro nuevo so pena de quedarte con bonito pero inútil montón de chatarra. El trasplante tiene un precio de aproximadamente 40.000 dólares (como mínimo) y sería la única forma de resucitar el coche. Por lo visto, no hay forma alguna de evitar esta situación si el conductor se olvida del coche en el garaje, como ya habrían descubierto algunos clientes.

Lo interesante del asunto es que lejos de desmentir esta situación, Tesla reconoce implícitamente que sus coches pueden "morir" en caso de que las baterías pierdan toda la carga. Y nadie (ni siquiera la propia sección de preguntas y respuestas de Tesla) asegura que el Model S o el Model X estén a salvo de este... ¿bug?. En el manual de instrucciones del Roadster, Tesla avisa de que la batería se puede dañar en caso de desconexión prolongada, pero no llega a aclarar las posibles consecuencias.

Esta es en cualquier caso la respuesta a las informaciones sobre la posibilidad de que un Roadster quede inutilizado por algo tan trivial como dejarlo aparcado más tiempo de la cuenta:

Das Keyboard Model S aterriza en Mac en abril

¿Recuerdas aquel teclado mecánico bautizado como Model S? Pues bien, si eres usuario de Mac, Das Keyboard ha confirmado que está pertrechando una versión de su Model S Professional para los ordenadores de la manzana que verá la luz el próximo 15 de abril. El teclado puede ya reservarse por 113 dólares (unos 89 euros al cambio), incluyendo un 15% de descuento sobre la tarifa oficial. El teclado viene con aquellas teclas metálicas tan célebres en el modelo anterior, pero incorpora como es lógico las teclas dedicadas que podrás encontrar en cualquier Mac. Cuenta, asimismo, con un par de puertos USB y un modo de reposo instantáneo para optimizar el consumo de la batería. Por si quieres buscarle algún fallo a este producto, no hubiera estado de más una versión en blanco ¿no crees?

Tesla Motors muestra en detalle la súper-consola táctil del Model S

A Tesla Motors no le basta con ofrecer el que tiene todas las papeletas para convertirse en el primer sedán eléctrico de lujo del mundo; además, quiere sustituir las tradicionales ruedas y botones de la consola central por una gran pantalla multitáctil y varias aplicaciones para manejar las funciones del coche. A comienzos de mes, el fabricante dirigido por Elon Musk, co-fundador de PayPal y jefe de Space X, realizó un evento de presentación dedicado a las personas que ya han reservado un Model S, con la novedad de que además de mostrar la carrocería ya casi definitiva del vehículo, también ofreció un buen vistazo a su sorprendente centro multimedia.

Lo más llamativo de la consola central del Model S es lógicamente la descomunal superficie de su pantalla multitáctil: nada menos que 17 pulgadas. Así como otros fabricantes dan un protagonismo secundario a las pantallas LCD, Tesla ha decidido usar un monitor vertical para mostrar una cantidad de información sin precedentes. Su sistema operativo, basado en Linux, con soporte para aplicaciones y un navegador Webkit, divide la interfaz en dos grandes zonas básicas: una superior con los datos del navegador (Google Maps) o el estado de carga de las baterías, y otra inferior en la que se muestra el completo reproductor multimedia. Cuando el coche se encuentra aparcado, toda la pantalla se puede usar como navegador web o centro multimedia, y dado que la idea principal es usar su generosa superficie para sustituir los botones, de forma que es posible controlar el climatizador, la activación del techo solar y hasta los faros del vehículo. Técnicamente impresionante... aunque estéticamente se haya resuelto de una forma bastante amateur.

Tesla lanzará el Model S a finales de año, a un precio de 57.400 dólares por el modelo con una autonomía de 260 km, aunque también habrá versiones de 370 y 480 km, lógicamente más caras. Todas ellas contarán de serie con esta impresionante consola central, que podrás ver en mayor detalle en los vídeos que encontrarás tras el salto.

Galería: Tesla Model S

El Tesla Model S ofrecerá soporte para aplicaciones

A estas alturas parece claro que no hay un solo fabricante de peso que esté dispuesto a pasar por alto el potencial de las aplicaciones para sus centros multimedia, con Ford, BMW y el Grupo Volkswagen a la cabeza, pero hasta compañías pequeñas como Tesla piensan probar suerte en las procelosas aguas de las tiendas de software. En su caso, la firma de Silicon Valley ha anunciado que el Model S, su primer sedán, podrá ejecutar aplicaciones desarrolladas por terceras compañías en su navegador de 17 pulgadas, como ya reveló durante el CES, equipado con un chipset Tegra.

Lo que no sabemos por ahora es el sistema operativo escogido por Tesla; cuando presentó su primer prototipo, tenía un PC Windows pudor y duro en su interior, pero lo último que hemos podido escuchar es que usará algún tipo de Linux. Tampoco está claro si las aplicaciones podrán comunicarse con la cúpula de instrumentos, dotada de un panel LCD de 12,3 pulgadas.

En estos momentos Tesla se encuentra probando los prototipos de fase Alfa, con la esperanza de lanzar comercialmente el Model S a mediados de 2012 en Estados Unidos, y a finales del mismo año en Europa. En EEUU, el precio del modelo base con batería de 260 km será de aproximadamente 49.900 dólares (35.720 euros al cambio) sumando los incentivos y sin contar impuestos. La versión de 370 km costará 59.900 dólares (42.880 euros) y la de 480 km, 69.900 dólares (50.040 euros).

Galería: Tesla Model S





Noticias AOL